Música, electrónica, entrevista

31 oct 2011

Esplendor Geométrico, la electrónica y la furia

Esplendor_Geometrico

 

 

 

"En los ochenta, un estudiante, un diseñador y un funcionario de prisiones montaron Esplendor Geométrico, el trío electrónico español más influyente en el mundo y más ignorado en este país". Así empezaba el texto que publicó en enero de 2009 César Estabiel en el suplemento EP3. Recuperamos aquel artículo en la vispera del concierto del grupo dentro de la programación de la Red Bull Music Academy.

"RITMO, siempre. Repetitivo, crudo, obsesivo, pero con cierta mirada al baile. Eso es lo que ha aportado Esplendor Geométrico a la electrónica. A menudo la música industrial ha pecado de excesivamente experimental. Cuando conocí al grupo pensé que tenían temas que podían ser pinchados en alguno de mis sets. Así fue", dice Ángel Molina, uno de los dj's más internacionales de España, a propósito de uno de nuestros grupos más veteranos e internacionales, un secreto injustamente guardado: Esplendor Geométrico fue el grupo de Arturo Lanz, Gabriel Riaza y Juan Carlos Sastre que surgió de la escisión de Aviador Dro y que vivió la movida madrileña en el ostracismo. "Éramos radicales por ir en contra de esa escena sin sustancia, de esa música sin fuerza y de esas letras ñoñas. Influenciados por los ritmos industriales de Throbbing Gristle, decidimos hacer el burro. Los grupos nos dejaron de hablar y los medios de considerarnos. Pensaban que éramos unos locos", apunta Arturo Lanz desde Pekín, donde vive.

En 1977 Madrid era poco más que un solar cultural. Para proveerse de música había que emigrar. Mientras viajaba con la compañía de teatro y marionetas de los padres de Servando Carballar (después líder de Aviador Dro y fundador de la disquera DRO), Lanz aprovechó el paso por Zúrich para enterarse de la existencia de la música industrial. Animados por las noticias de fuera, surgía el primer grupo de tecno-pop nacional: Aviador Dro. El romance duró dos años. Lanz recuerda los motivos de la separación: "Lo que más me molestaba de Aviador Dro era ese ambiente creado en torno a dar cierta imagen. No me encontraba a gusto con los trajes que diseñaba Servando ni con los panfletos que redactaba para la galería. A mí ya no me interesaba hacer pop".

 

 Él inició una carrera marcada por una agresiva rítmica siderúrgica y un extremismo vocal que no dejó indiferente a nadie que se cruzara en su camino. Tanto que su compañero Gabriel Riaza tuvo que abandonar el hogar familiar al ver su madre la portada de su primer single (Necrosis en la poya, editado en 1981). "Si sacamos hoy día una canción como Destrozaron sus ovarios estaríamos en la cárcel", confiesa Lanz.

 

A Esplendor Geométrico y su radicalismo conceptual, visual y musical les ayudó el caos institucional que se vivió en Madrid antes de la llegada de los socialistas, en 1982. Fueron años de libertad en los que, sin embargo, dieron muy pocos conciertos. Lanz recuerda tres: "En el tercero, en Rock-Ola, ya asentada la línea del grupo, tocamos nuestro repertorio más bestia. A partir de ahí es cuando nos dejaron de hablar". Incluso, Eduardo Benavente (Parálisis Permanente) defendía su estilo "frente al de los palurdos de Esplendor Geométrico".

La segunda mitad de los ochenta fue la época dorada del grupo, con discos como Kosmos Kino, referencia de culto en la escena electrónica europea. Casi treinta años y diez discos de estudio después, Esplendor Geométrico se mantienen en una forma excelente, más saludable a los ojos del mundo. Arturo Lanz y el italiano Saverio Evangelista se encargan actualmente de ello.

Con Gabriel Riaza se forjó la leyenda, pero a principios de los noventa el que también fuera funcionario de prisiones recibió la llamada del Islam y hoy es habitual verle orando en la mezquita del barrio madrileño de Tetuán. Nada quiere saber de la música ni del que fuera su grupo. Lanz también se ha ganado en estos años una imagen que bien podría competir con la de Dr. Jekyll y Mr. Hyde. Por la noche, el sintetizador y la caja de ritmos se encienden para comenzar su particular ritual del ritmo. Cuando llega la mañana, se anuda una corbata y entra por la oficina que tiene en Pekín como agregado comercial de España en China, "un país que funciona a un ritmo vertiginoso y dotado de unas imágenes muy poderosas". Por las manos de Lanz pasan una buena parte de las inversiones de empresas nacionales en el emergente mercado chino. Son tareas que compagina y separa, aunque no siempre fue así. "Recuerdo que siendo teniente del ejército, poco después de terminar la universidad, toqué en una fiesta de oficiales en el Cuartel General del Ejército del Aire. Después de presentar uno de los temas más bestias me vino el coronel agradeciéndome, según él, mi ardor guerrero".

Hay 1 Comentarios

jajaja....la verdad es que está muy bien y me recuerda la falta de escena underground madrileña...jejejjje. Sin embargo los gestores culturales (más bien gestoras de clase media-alta) son los que sacan a relucir este tipo de música dentro de los medios que controlan...en definitiva hace falta más creación y menos manageo cultural ......

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Buscar

enero 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

Las listas de 2011

Un panel de más de 20 expertos selecciona la música más destacada del año.

Cómo se hizo »

Canciones Internacionales 2011

Canciones Nacionales 2011

Discos Internacionales 2011

Discos Nacionales 2011

Número 1

Descarga

Momento nostalgia. Aquí está nuestro primer número en papel: publicado en octubre de 1993 Descargar PDF (28Mb)

Ver todos los números »

Concursos

El Pais

EDICIONES EL PAIS, S.L. Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal